Después de unas cuantas semanas usando el Polar Loop estoy deseando contaros mis opiniones sobre este monitor de actividad (o pulsera de actividad, como se suele decir).

Preparando el Polar Loop

Compré el Polar Loop en Amazon poco después de hacerme con el Polar V650. Las pulseras de actividad nunca me habían convencido, pero al instalarme la aplicación Polar Flow en el móvil la primera pantalla que aparecía era la destinada a mostrar la actividad diaria. A estas alturas ya necesitaba un Loop 😀

La entrega, como siempre que pides por Amazon, fue rapidísima y sin ninguna complicación. Además, estaba en oferta (76,95€ en lugar de 99,90€) El Loop venía metido en una caja más o menos pequeña en la que, aparte de la pulsera, venía una pequeña herramienta para montar y desmontar la correa, porque hay que cortarla para ajustarla a la muñeca de cada uno. Para cortarla también se incluye una pequeña regla de papel que nos indica los “agujeros” a cortar para ajustar el Loop a nuestra muñeca.

La primera vez que enchufas el Polar Loop a tu ordenador se descarga la aplicación Polar FlowSync, que es la que se usará para configurar el dispositivo y acceder a las actualizaciones de firmware. También es posible soncronizar el Loop por el móvil, pero la primera vez es obligatorio hacerlo con el ordenador.

Funcionamiento del Polar Loop

Usar el Polar Loop es muy sencillo. Basta con llevarlo colocado en la muñeca (en Polar recomiendan hacerlo en la muñeca del brazo no dominante) para que vaya contando los pasos que damos a lo largo del día y haciendo una estimación de las calorías consumidas. Hay que decir que el Polar Loop es el primer monitor de actividad que es compatible con una cinta de pecho bluetooth smart. Esto es un punto a su favor, pues puede medir el ritmo cardíaco de una forma totalmente fiable y hacer las estimaciones de consumos calóricos con mucha más precisión. Para medir las pulsaciones es necesario emparejar el Loop con la banda de pecho Bluetooh Smart (por ejemplo, la H7 de Polar) activando la banda y pulsando el botón del Loop.

Otro punto a favor del Loop es que es resistente al agua. Cuando digo resistente quiero decir sumergible. Sin duda una característica destacable, pues la mayoría de pulseras de actividad sólo son resistentes a la lluvia o a inmersiones muy superficiales (un metro, por ejemplo). El Polar Loop es sumergible hasta 20 metros.

El Loop tiene sólo un botón, situado a la derecha del display. Funciona reaccionando al tacto, no es necesario apretar. Al utilizarlo pasaremos por cada una de las cuatro categorías: pasos, hora, actividad y calorías.

En el apartado pasos nos mostrará los pasos estimados que llevamos recorridos a lo largo del día.

El reloj se sincroniza sólo con el PC o con el móvil cada vez que nos conectemos.

El apartado “calorías” muestra la estimación de calorías que consumimos para pasar el día.

Por último, el apartado ACTV (actividad) es el más completo. Muestra una batería que se va llenando progresivamente a lo largo del día hasta la consecución de nuestro objetivo, que definiremos la primera vez que nos conectamos al PC. Adicionalmente nos va indicando el tiempo que tenemos que realizar distintas actividades para lograr llegar a nuestro objetivo diario de actividad.

Cargando los datos a la nube

Polar Flow

Polar Flow

Para ver nuestra actividad diaria con el Polar Loop es necesario sincronizarlo. Esto se puede hacer de dos maneras: usando la aplicación Polar Flow en nuestro móvil o la FlowSync en nuestro ordenador (utilizando el cable incluido en la caja).

De cualquier manera, el FlowSync subirá los datos de nuestra pulsera de actividad a la aplicación PolarFlow, en la que podremos analizar los datos a posteriori. Esto es una maravilla, pues la aplicación Polar Beat y el Polar V650 también vuelcan los datos de sus entrenamientos a Polar Flow, centralizando todos los datos en una única aplicación.

La aplicación de móvil muestra nuestra actividad de dos formas. Bien en un gráfico circular en el que se pintan las distintas zonas de actividad en las que hemos estado a lo largo del día o bien en un reloj de 24 horas. También podremos ver las horas de sueño, la distancia recorrida (estimada), calorías y pasos, así como una breve descripción de la actividad diaria y los beneficios que ha tenido para nuestro cuerpo.

Después, desde la aplicación móvil se pueden realizar todos los ajustes que permite el Loop: cambiar la muñeca, las unidades de medida, etc…