Hoy os hablaré de las bondades de un producto que vengo usando desde hace más de diez años: la grasa Motorex Bike Grease 2000. Una maravilla.

Breve historia de la compañía Motorex

Motorex en sus inicios, allá por 1917,  se llamaba Fritz Jenzer. Se dedicaban a la elaboración de productos químicos para la industria del cuero y productos de cuidado del pavimento. Tenía sede en Bützberg, Suiza. En 1938 se trasladaron a Langenthal y fundaron Bucher & Cie AG, que sería el germen de la marca Motorex (nacida como tal en 1947) que conocemos en la actualidad.

Motorex exporta a más de 60 países de todo el mundo. En su mercado local (Suiza) han alcanzado tasas de crecimiento de entre el 7 y el 10%. Con 7,5 millones de litros, Bucher Motorex tiene la base de almacenamiento de petróleo más grande de Suiza (otros 2 millones de litros se almacenan en tanques externos).

Grasa Motorex Bike Grease 2000

Motorex comercializa dos grasas distintas. Una es la White Grease, cuya composición incluye litio, y la otra es la que nos atañe a nosotros: la Bike Grease 2000. Como curiosidad, decir que el 2000 del nombre viene dado por la composición de la grasa (FETT 2000, una grasa con calcio que tiene la compañía).

La Motorex Bike Grease 2000 es una grasa de color amarillo fluorescente que añade calcio a su base, sumamente adhesiva y con unas cualidades excepcionales:

  • Muy resistente al agua (incluso agua de mar).
  • Muy resistente a la oxidación y corrosión.
  • Capaz de absorber grandes presiones.
  • Muy buena adherencia.
  • Muy resistente a altas temperaturas.

Es una grasa ideal para ser utilizada en condiciones duras de trabajo, ya que funciona en un rango de temperaturas excepcionalmente amplio: de -30º a 120º. Esto, junto a su formulación,  asegura una protección óptima contra la corrosión y el desgaste en condiciones extremas.

Yo la uso sobre todo para engrasar el eje del pedalier (sí, ese que Shimano dice que no necesita mantenimiento porque son rodamientos sellados) y los pedales. Resiste muy bien en su sitio una vez aplicada y casi siempre que tengo que desmontar esas piezas es porque ha entrado algo de arena a tocar las narices. Va bien para casi todos los sitios en los que puedas necesitar engrasar alguna parte de la bici, y funciona especialmente bien en áreas más expuestas, como roldanas. Ojo, no utilizar nunca en la cadena. Para eso existen mejores aceites.

El precio es algo más elevado que el de sus competidoras, pero creo que por un bote de 100 gramos vale la pena pagar esa diferencia, sinceramente.