Pronokal: segunda semana

Pronokal: segunda semana

Ya es miércoles. Hoy se cumple mi segunda semana de Método PNK.

Según la báscula, estoy en 117,2 kg con un IMC de 29,3 (33,3 kg de grasa). Esto son exactamente 3,2 kg menos respecto al miércoles pasado y una bajada de 2,7 en mi IMC.

Estoy un poco desesperado, pues cuando hice la dieta con el antiguo método Pronokal (hace ya unos años) perdí peso más rápidamente, sobre todo estos primeros días. También tengo que decir, y sin que sirva como excusa, que aunque esta semana ha sido menos dura que la anterior en lo referente a las comidas, el resto de situaciones no han sido las ideales para bajar de peso.

Como ya sabéis, y como parte de mi “Operación Reconquista“, la semana pasada tuve una operación de rodilla que me tiene inmovilizado desde entonces. Hasta el lunes por la tarde no me retiraron la venda de la pierna y es ahora cuando empiezo a apoyar poco a poco. Esta falta de movimiento me está pasando factura, pues consumo mucha menos energía que haciendo vida normal. Y aún así sigo adelgazando (esa podría ser la buena noticia).

Visita al centro de Pronokal de Madrid

Esta semana me pasé por el centro que Pronokal tiene en Madrid (en la calle O Donnell, 20) para completar el primer pedido que me autorizó mi médico, pues me quedaban seis cajas por pedir. Todas las que compré fueron de galletas y barritas, ya que todavía me quedan algunas de zumos (los que utilizo por la mañana) y unas bolsas de chips a la vinagreta (para las tardes que estoy en casa viendo pelis).

Aproveché el viaje para hablar con mi dietista y preguntarle si este ritmo de pérdida es normal y pedirle algún consejo para tomar el sodio. Respecto a lo primero me dijo que estuviese tranquilo, que era muy buen ritmo de pérdida. También me comentó algo que ya sabía: que las mujeres tienen un ritmo más bajo de pérdida porque suelen tender más tendencia que los hombres a la retención de líquidos. Así que si alguna mujer que esté siguiendo el método PNK y esté un poco “mosqueada” con su pérdida de peso lee estas líneas espero que le ayuden un poco :-).

Respecto a cómo tomar la pastilla de sodio me dio un consejo: tomar el sodio media hora después de la comida en que lo tengamos programado. También me confirmó que, efectivamente, el sodio es más indigesto con las comidas calientes que las frías.

También me activó las claves personales para acceder al Club Pronokal, un sitio web con muchos trucos para seguir el método PNK y un montón de recetas, tan útiles cuando estás en el paso 1, que sólo puedes tomar verduras (y no todas). Visita obligada para todos los que estemos haciendo este régimen.

La verdad es que me fui con la moral un poco más alta.

Por lo demás, todo transcurrió con normalidad durante la semana salvo un día, en el que engordé medio kilo sin saber muy bien el motivo. Juro que no me salté la dieta y cumplí todo a rajatabla, como siempre. Ese días casi estalla la guerra civil en casa :-D. Estar haciendo este sacrificio con la comida y ver al día siguiente que tu peso aumenta es un golpe duro. Al día siguiente había perdido 700 gramos, lo que compensó esa subida del día anterior, pero que en dos días sólo bajes 200 gramos hace que te vengas un poco abajo. Supongo que es algo completamente normal, pero se lo consultaré a mi médico el próximo viernes.

Ayer por la mañana fui a hacerme los análisis para mi visita de este viernes al doctor. Me sacaron cuatro tubos de sangre y creo que ese fue el motivo por el que estuve medio tocado todo el día. No hay que olvidar que con el régimen vamos “con lo justo” para llegar a final del día 🙂

La dietista de Pronokal me dijo que los médicos nos pasan al paso 2 de la dieta cuando llevamos perdido el 40% del peso que queremos perder. Voy a estar muy justo para este viernes, por lo que no espero que me pase al siguiente paso para mi desgracia. En el paso 2 ya podemos comer carne o pescado, dejando la verdura para la noche. Esto lo hace mucho más llevadero para mí, que tanto me cuesta comer verdura. Me iré mentalizando para estar una semana más (por lo menos) en paso 1…

La semana que viene os cuento más.