Nike Free Flyknit

Nike Free Flyknit

Era cuestión de tiempo que esta zapatilla entrase en mi colección, no tanto por lo buena que es, sino por lo que representa en el mundillo sneaker. Simboliza el matrimonio de dos tecnologías punteras y que marcarán tendencia: Free + Flyknit.

La tecnología Free ha celebrado recientemente sus diez primeros años de existencia. Aunque tuvo unos inicios complicados, ha llegado a asentarse y hoy en día es una de las tecnologías de moda de Nike, gracias en parte al auge de las zapatillas minimalistas y la corriente del “barefoot running“.

Otra tecnología puntera de Nike es el Flyknit, con la que las zapatillas se hacen de hilo. En las zonas que es necesario contar con más refuerzo, el tejido del hilo se hace de forma más densa. No se puede comparar con nada de lo que se hacía antes porque es algo totalmente novedoso.

FREE

La suela y mediasuela no aportan nada respecto a las frees anteriores (hay modelos nuevos que traen la suela segmentada en formas hexagonales, pero este no es el caso). La suela sólo se refuerza con goma en los lugares que más roce reciben para aligerar el peso. La mediasuela Free fue diseñada por Tobie Hatfield (hermanísimo de Tinker Hatfield, gurú del diseño zapatilleril) al ver que los corredores de la universidad de Oregon acababan sus entrenamientos corriendo descalzos sobre la hierba para fortalecer las piernas y limitar el alcance de las lesiones.

Dentro del sistema Free podemos encontrar distintas numeraciones. Estos números indican lo cerca que está el pie del suelo, siendo 10.0 lo más cercano a una amortiguación total y 0.0 lo más cercano a correr descalzo. Estas son del tipo 5.0, por lo que no enacajan dentro del tan de moda “barefoot running” o minimalismo al no tener “zero drop” (el talón a la misma altura que el antepié) y ofrecer una más que justa amortiguación.

FLYKNIT

Es aquí donde esta zapatilla marca la diferencia. Esta es la tecnología más novedosa de Nike (y podríamos decir que de toda la industria del calzado deportivo), en la que los upper de las zapatillas se realizan de una sola pieza a partir de hilo de poliester trenzado según la zona de la zapatilla. Las zonas en las que se necesita más refuerzo están tejidas con más densidad de hilos, mientras que aquellas en las que no es necesario tanto soporte pueden incluir agujeros de ventilación con un tejido mucho más ligero.

Como la simple utilización de hilo de poliester puede no dotar a la zapatilla de suficiente soporte, Nike ha reforzado los laterales con la tecnología Flywire; unos hilos de un material muy resistente (Vectram) que une los cordones con la mediasuela simulando la forma en la que los cables de los puentes sujetan la carretera.

Con esta tecnología se consigue un ajuste muy bueno, comparable al de un calcetín de compresión. Espero que no “dilate” mucho y mantenga a lo largo del tiempo esta cualidad.