Ya llevo unos meses con la GoPro y cada vez me gusta más. Es increíble lo versátil que es y la calidad de imagen que puedes llegar a tener con unos mínimos ajustes y perdiendo un poco el tiempo en la fase de edición, aunque también es cierto que muchas veces no prestamos atención a pequeños detalles que pueden aportar mucho al resultado final.

Me refiero a los accesorios.

No es la primera vez que me encuentro en la playa a gente grabando con sus cámaras «a pelo», sujetando la Gopro por la carcasa directamente porque no quieren comprarse un mango de sujeción. O gente con algún tipo de apaño casero (léase «cinta adhesiva») para montar las camaritas en los manillares de sus bicis. Las consecuencias son una imagen muy movida y cantidad de ruido en la grabación, pues ya sabéis que las carcasas de la GoPro transmiten mucho ruido producido por las vibraciones al grabar.

Por esto quiero recomendaros cinco accesorios que yo ya me he comprado y probado. Son accesorios gopro no originales, aunque de marcas con una calidad tan buena como la original (incluso mejor). Seguro que os ayudarán a conseguir esa pizca de calidad que puede convertir vuestro vídeo en una pequeña obra de arte (frase facilona, ya lo se…). Aquí os presento los que yo considero los «mejores accesorios gopro«.

GoPole The Bobber

GoPole The Bobber

GoPole The Bobber

Es cierto que hay mangos más ergonómicos, pero este tiene una particularidad muy útil para determinadas situaciones: flota.

Con él matamos dos pájaros de un tiro, pues sirve como sujeción para la GoPro y como flotador (evita tener que comprar el flotador para la puerta de la carcasa). El color amarillo ayuda a encontrar la cámara en el agua en caso de caída, aunque nuestra cámara tenga acoplado el LCD, el BatteryBacPac o incluso el Dual Hero.

Lleva una correa de muñeca ajustable para evitar perderlo durante la acción.

Utiliza el montaje propio de la GoPro, por lo que no es necesario utilizar adaptadores para colocárselo a la cámara.

Gopole  the bobber

Arkon GP134

Arkon GP134 con GoPro

Arkon GP134

Ya os he hablado de este adaptador para el manillar de nuestras bicis/motos con anterioridad en esta prueba.

El Arkon GP134 es un adaptador para montar la cámara en un manillar o en cualquier soporte con forma cilíndrica. Me gusta más que el original de GoPro porque es menos aparatoso una vez montado. El precio es más económico, algo que también juega a su favor.

La GoPro se sujeta firmemente gracias a una correa de plástico, que también facilita mucho el montaje y desmontaje del accesorio en nuestra montura.

Lo malo de este tipo de fijaciones es que transmiten todas las vibraciones a la grabación, no siendo muy recomendables para excursiones fuera del asfalto o de terrenos «amigables». El tipo de conector es el propio de GoPro, por lo que no necesitaremos ningún tipo de adaptador.

ARKON GP134

Soporte para cascos ventilados GoPro DK00150016

Una forma efectiva para estabilizar la imagen a la hora de grabar sobre la bici es utilizar un soporte para el casco o el arnés de pecho. En estos casos, el propio cuerpo actúa absorbiendo las vibraciones del terreno y el resultado final es una imagen bastante más estabilizada que si utilizamos el soporte de manillar, por ejemplo.

GoPro tiene un adaptador especial para utilizar en aquellos casco en los que no se puede fijar el soporte adhesivo que acompaña la cámara, siempre y cuando el casco esté dotado de orificios ventilados. El soporte está formado por una sólida pieza de plástico con una almohadilla en la zona inferior para no estropear el casco. Se ajusta por un par de cintas que cierran con sendas presillas. La sujeción es muy fuerte y fiable, aunque no está de más asegurar la GoPro con una pequeña correa para evitar perderla con un golpe fortuito.

Podéis ver el primer vídeo que grabé con este soporte aquí.

GoPro DK00150016 – Kit de sujección

Kit de cargador y batería adicional de Patona

Nunca está de más llevar una batería adicional para esas rutas que sabemos que se van a alargar. Aunque el Battery BacPac de GoPro es una opción muy interesante, no a todo el mundo le gusta cargar con ese peso adicional en la cámara o pasar por la obligación de comprar una nueva puerta para la carcasa (el BacPac no cabe en la que viene con la GoPro).

Este kit de la marca Patona soluciona varios problemas de una tacada. Puede pedirse con varias configuraciones en Amazon: cargador y una batería, cargador y dos baterías, sólo una batería o sólo las dos baterías. Para mí, la mejor opción es la de cargador y una batería.

El cargador tiene la particularidad de venir con dos conexiones: una de pared y otra para el mechero del coche. El tener que conectar la GoPro a un puerto USB para cargarla es un engorro, por lo que nunca está de más disponer de un cargador independiente. Si además podemos tener uno de coche por el mismo precio, la opción es más que interesante.

La batería de Patona reemplaza a  las AHDBT-201, AHDBT-301 y  AHDBT-302 originales. Es de polímeros de litio (sin efecto memoria), tiene una capacidad de 1180mAh y un voltaje de 3.7V. Tiene un circuito de protección integrado que garantiza la seguridad y estabilidad de la batería, no como las copias chinas de baja calidad (estas son diseñadas en Alemania).

Cargador + Batería Patona

GoPole Venturecase

Aunque pueda parecer una tontería, según vayamos teniendo accesorios para nuestra cámara irá creciendo la necesidad de una funda como esta para transportarlos.

La Venturecase de GoPole es una de las mejores. Tiene las medidas justas para poder transportar dos GoPros y un montón de accesorios como mangos, cables, lentes y baterías adicionales…

Está forrada de tela resistente y su interior está acolchado para no dañar las cámaras. Las cremalleras son resistentes al agua (aunque no sumergibles, ojo). Dentro tiene un bolsillo con cremallera para guardar las piezas más pequeñas (cables, tarjetas, etc…), dos bolsillos de malla para meter aquello que tiene que estar al alcance de la mano (clips, baterías, mando remoto, etc…)  y compartimentos para dos cámaras y accesorios.

GoPole Venturecase